Deplación si, depilación no. #Sobaquember

Publicación de El Mundo

Publicación de El Mundo

Estos días están las redes sociales que echan humo alrededor del tema de la depilación. Incluso diarios de gran tirada se han hecho eco de ello.
La iniciativa surge de dos mujeres activas en twitter @luzhilda y @Lena_Prado (en su perfil muestra una axila al natural)  que lanzan un alegato contra la depilación  “por imposición” e invitan a colgar durante el mes de Enero “selfies” (autorretratos con smartphone), mostrando las axilas sin depilar.

Todo se conduce con un hashtag (#sobaquember) que aglutina las fotos y opiniones al respecto. El nombre surge imitando otra iniciativa para sensibilizar contra el cáncer de próstata que con el nombre de Movember…….que durante el pasado mes de noviembre tuvo a muchos varones dejandose bigote.

Este movimiento quiere ser un contrapunto a la “era depilatoria” que vivimos, lo que en opinión de algunos es una moda impuesta a la mujer, y una vía de liberación de estas ataduras estéticas.

Esto desata la polémica y surgen voces que defienden posturas menos maximalistas. Cualquier polémica desde el respeto es enriquecedora.

Como quiera que el pelo cae de lleno en nuestra especialidad, y además nuestra unidad de depilación láser lleva desde finales de los ’90 ofreciendo quedarse sin este apéndice cutáneo, voy a dar mi opinión que espero merezca el mismo respeto que el que para mi tienen las demás.

El pelo como distintivo de género

A estas alturas a nadie se le escapa que aunque hombres y mujeres tenemos pelo, este abunda más entre los de mi sexo. Simple y llanamente por una cuestión genética y hormonal.
El pelo de axilas y zona genital, forma parte de lo que llamamos caracteres sexuales secundarios y su aparición a una determinada edad es un signo de maduración sexual en ambos sexos.
Sin embargo una mujer con pelo en zonas no habituales y propias del varón (cara, pecho, abdomen), siente que algo no va bien y de hecho nos sirve a los médicos para detectar alteraciones hormonales.
Parece lógico que una mujer con este problema vea como una liberación poder destruir cualquier vestigio masculinizante.

Respecto a las axilas e ingles, donde es normal tenerlo, decir que con más o menos intensidad depilatoria, la mayoría de las mujeres prefieren hacer disminuir la densidad.

No seré yo quien diga que cuatro pelos ralos en la axila de Julia Roberts son antiestéticos, pero si que he visto axilas con tanta cantidad, que disminuirla era un ansiado deseo y casi una necesidad.

¿Es la depilación una necesidad o una moda?

Para ser una moda está durando mucho ( “Moda es todo lo que pasa de moda. Lo que queda es estilo” “Coco” Chanel).

Con el advenimiento del láser, las cosas se han acelerado. Con las primeras pacientes no hubo que crear necesidad, que ya la tenían, sino que respondieron a la mejoría de expectativas que la tecnología propiciaba. Las cuñas de publicidad hablaban de rápida, indolora, permanente…. porque la gente ya se depilaba de una forma lenta, para unos días y quizá con más dolor (es el caso de la depilación eléctrica).

La depilación láser ha facilitado mucho las cosas y lo que si ha ocurrido es que la demanda se ha adelantado, porque la “batalla” contra el pelo con estos sistemas se inicia con más garantía de éxito.

Desconozco si a lo largo de la historia ha habido algún periodo consolidado donde el pelo por doquier estuviera aplaudido.

No conozco ningún caso que se lamente de haber disminuido o hecho desaparecer la necesidad depilatoria de axilas, ingles o piernas…, y sí en sentido contrario, de no haberla iniciado antes.

Si tu opción es no depilarte, la necesidad de entrada es baja o nula y todas estas ventajas no te afectan.

Quitarse el pelo de la cara, conseguir un tacto suave de las piernas, lucir una determinada lencería…hace más feliz a la mayoría de las mujeres.

Entre los hombres la cosa no queda atrás, pues estamos en el momento de la historia con más depilación masculina. La superación de ciertos tabúes, una vida con más actividad deportiva y de culto al cuerpo, están haciendo subir la frecuencia depilatoria.

¿Hay ventajas médicas en la depilación?

En algunos casos, sin duda; y aquí no hablamos de gustos ni modas.

Si nos referimos a la axila, protagonista de este movimiento, podemos comentar varias circunstancias que se benefician de tener menos pelo:

Higiene: Una axila sin depilar no es sinónimo de falta de higiene, y viceversa. Pero cuando vemos gran densidad capilar, convendremos que es más complicado. Si se da el caso de una bromhidrosis (sudor, secrección apocrina y mal olor por su descomposición bacteriana) es primordial una limpieza intensa de la superficie de la piel y la aplicación sobre la misma de cremas antibióticas.

A veces aparecen vainas alrededor del pelo (vainas peripilares), en ocasiones por restos de jabón u otros cosméticos, y que pueden ser origen de infecciones por bacterias y hongos (tricomicosis axilar o pubiana).

Axila con gran densidad capilar

Axila con gran densidad capilar

Hiperhidrosis: Hay personas con un nivel de transpiración tan intenso, que se puede observar la aparición de gotas de sudor a los pocos segundos de pasar un papel secante.
La ausencia de pelo permitiría la aplicación más efectiva de antitraspirantes o toxina botulínica para mitigar el problema.

Hidrosadenitis: La axila y la zona inguinal presentan unas glándulas secretorias especiales (apocrinas) que en algunas personas tienen la tendencia a inflamarse ( popularmente llamados “golondrinos”), llegando a producir dolor y abscesos que es necesario tratar tópicamente y drenar en ocasiones. El pelo en estos casos es un estorbo añadido.

Se ha venido considerando como una alteración del epitelio del folículo de pelo terminal, lo que provoca la oclusión del mismo en territorios donde hay glándulas apocrinas. La colonización por bacterias como estafilococos coagulasa negativos o aureus se considera secundaria.

Depilarse o no, es una opción personal. En muchos casos distintas circunstancias harán que depilarse sea la solución a un problema.

Os dejo el párrafo final de la entrada en el blog de @thelostdreamer

: difícil no estar de acuerdo con lo que expresa ( el link a belleza es mío)

“En resumen chicas: encuentro tantos buenos motivos para depilarse mucho, poco o nada como para no hacerlo. Sencillamente el gusto de cada una, el nivel de aceptación del propio cuerpo y la propia belleza y, en resumen, aquello que nos haga sentir más guapas y contentas con nosotras mismas. A mi lo que me gusta es ir depiladita, vaya a compartir o no mi piel con alguien. No hago de ello ni un drama ni una ideología porque, sencillamente, no creo que lo sea. Es una elección personal, tan sana y respetable como cualquier otra”.

Eduardo Lauzurica. Dermatólogo

Comentarios desactivados en Deplación si, depilación no. #Sobaquember

Archivado bajo Depilación Láser, Pelo

Los comentarios están cerrados.